octubre 21, 2020

Un diario de hace 75 años de un oficial de la SS puede conducir a 28 toneladas de tesoros nazis escondidos

Un diario de un oficial que data de hace 75 años enumera 10 ubicaciones en Polonia, Alemania y la República Checa donde los nazis escondieron sus tesoros.

Según Daily Mail se cree que el alijo de lingotes de oro, joyas y monedas se encuentra a 200 pies en el fondo de un pozo destruido en los terrenos del Palacio Hochberg, cerca de la ciudad de Wroclaw. La Fundación Puente Polaco-Alemana de Silesia ha realizado una lectura exhaustiva del diario y considera que este da buenas pistas acerca de a dónde fue a parar el oro nazi.

Los analistas sospechan que el diario fue escrito el oficial de las SS Egon Ollenhauer, quien sirvió como enlace entre los oficiales de las SS que ocultaban tesoros que robaban y los miembros ricos de las SS que escondían sus objetos de valor. Según informa la fundación, el diario fue presentado desde la Logia Masónica Alemana, conocida como Quedlinburg.

También señalan que Ollenhauer era miembro de esta organización masónica y mantuvo el diario en secreto durante décadas después de terminada la Segunda Guerra Mundial. Tan solo hace 10 años la Logia dio el diario a la fundación como un gesto de expiación por su participación con los nazis.

Aunque el diario fue autenticado en Alemania, el Ministerio de Cultura de Polonia aún no lo verifica. Sin embargo los investigadores creen que la información que se expresa en este diario podría conducir a dónde se ocultaron los tesoros de los saqueos nazis.

De acuerdo con los datos proporcionados, este oficial trabajó con el conservador de arte Gunther Grundmann, a quien Heinrich Himmler le ordenó catalogar y ocultar el arte y los bienes saqueados de los nazis de las tropas aliadas. El diario afirma que los nazis ocultaron 28 toneladas de oro junto con el cuerpo de los testigos en un pozo, en Polonia.

El pasaje de apertura del diario histórico dice:

“El Dr. Grundmann y su gente ya habían preparado en los terrenos del palacio un pozo profundo. Lo siguiente se colocó en el fondo en cajas: joyas, monedas y lingotes, muchos de ellos estaban dañados, tenían rastros de disparos. Después de que terminamos todo, el pozo fue volado, llenado y cubierto”.

La valoración actual del tesoro enterrado en el pozo del Palacio Hochberg ronda los $ 1.5 mil millones. Los propietarios del palacio han dado permiso a los analistas para analizar el pozo, con la aprobación del gobierno.

Por su parte, el jefe de la Fundación Puente Polaco-Alemana de Silesia, Roman Furmaniak, confía en que este oro nazi saqueado es tan solo uno de los 11 tesoros escondidos en el sur de Polonia, el este de Alemania y partes de la República Checa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *