Saltar al contenido

«Solo porque no lo compartes en redes sociales, no significa que no haces grandes cosas…» Denzel Washington

"Solo porque no lo compartes en redes sociales, no significa que no haces grandes cosas..." Denzel Washington

La privacidad y la prudencia escasean en nuestros días de redes sociales, es por eso que frases como las que nos ha dejado el actor de Hollywood, Denzel Washington, nos hacen reflexionar.

Somos una generación ansiosa ¡queremos compartirlo de inmediato! Queremos que la gente sepa lo bien que lo estamos haciendo, lo bien que nos está yendo o el gran momento que estamos pasando.

Incluso si no estamos pasando un buen momento, preferimos maquillar la realidad para presentarla en redes sociales, exaltarla o incluso hacer uso de la tragedia para ganar un poco de respaldo y popularidad.

Todos en algún momento hemos sido presas de la necesidad de aprobación. Según el documental de Netflix, “El dilema de las redes sociales”, los centros de satisfacción de nuestros cerebros son presas fáciles de la adicción a los “me gusta” y las reacciones en general.

Es difícil no ser parte del movimiento de la época, no volverse adicto y pasar demasiado tiempo en las redes sociales. De hecho, lo digital está pasando en muchas esferas a definir nuestra realidad.

Es decir, el mundo virtual ya no se queda solo en la pantalla de nuestro dispositivo, puede afectar directamente o incluso definir nuestra realidad.

Hecha toda esta reflexión, me encontré con esta interesante frase que en su momento dijo el actor Denzel Washington en una discusión sobre las redes sociales y la privacidad. La cito:

“Solo porque no lo compartes en redes sociales, no significa que no haces grandes cosas. Vive y mantente silencioso, la privacidad lo es todo”.

Con esta maravillosa frase, el actor hace una invitación tácita a aprender a callar cuando las cosas van bien, a recuperar el concepto de privacidad.

Y es que hay cosas, que por geniales que sean, deberías reservar solo para ti y tu círculo más cercano.

Muchos tienen esta práctica para evitar la envidia, que dicen que tiene el sueño ligero. Otros, para evitar lastimar a los demás. Pero la frase de Denzel Washington es muy interesante porque nos insta a tener más privacidad.

Lo que muchos no saben es que la privacidad es saludable. Mantener las cosas para uno mismo puede traer mucha paz y alegría genuina, sin la búsqueda de aprobación.

Muchas personas no saben que todas sus ansiedades provienen directa o indirectamente de la búsqueda de aprobación. Por eso le temen tanto al silencio.

Pero una vez que nos encontramos en silencio y en privado, estos espacios pueden ser reveladores para nosotros mismos. Y quien genuinamente quiere trabajar en sí mismo, vaya que les sacará provecho.

Así que escuchemos este sabio consejo y aprendamos a mantener algunas cosas en privado, para reducir un poco la ansiedad. Dicho esto ¿te atreverías a hacer un ayuno de redes sociales para reducir la ansiedad?