septiembre 28, 2020

‘Perderemos todo’: muchos estancados en el limbo del desempleo

Como si la pandemia no fuera lo suficientemente estresante, en muchos países ha habido despidos masivos que han dejado a decenas de miles de personas sin empleo. Madres solteras, padres de familias numerosas y jóvenes que apenas estaban comenzando a obtener los beneficios de un empleo han quedado en un limbo con muchas preocupaciones.

En algunos países como Estados Unidos, existen los llamados Reclamos que ayudan a los desempleados; en España le llaman ayudas de paro. Sin embargo, en medio de las dificultades de la pandemia, ni siquiera ha sido fácil cobrar este derecho institucional.

“No he pagado el alquiler. No he pagado el seguro del auto. No he pagado la factura de mi teléfono celular”, cuenta Elise Rodríguez, una madre soltera en EEUU a Huffpost. “Estamos acostumbrados a ser autosuficientes. Y siento que nuestra dignidad realmente está sufriendo, esa sensación de autoestima”.  

“Es muy frustrante porque estás a merced de otra organización y está más allá de tu control”, agregó. “Siempre he sido muy independiente. En estas circunstancias, realmente te desmoronas”.

En definitiva, estar en el limbo del desempleo en medio de la pandemia es enloquecedor. Seguramente conoces a alguien en tu país que se ha quedado sin empleo. Y en América Latina la situación es más crítica, pues no existen estos derechos a ayudas por desempleo y los empleos informales por otro lado abundan. Algunos gobiernos en la región han postergado el pago de arriendos, préstamos, créditos y servicios, pero las personas están realmente preocupadas por el endeudamiento que se viene pasada la pandemia.

Por otra parte, en países como EEUU donde el sentido de la propiedad privada está muy arraigado, las personas están realmente preocupadas por no poder pagar las cuotas de sus casas, automóviles y demás pertenencias, asumiendo que lo perderán todo.

“Estoy en el punto en que simplemente no sé qué hacer”, dijo Nikia Davis, de 33 años, quien fue despedida de su trabajo como asistente clínica en un centro de salud mental en Wisconsin a fines de marzo. “Hay mucha incertidumbre y el dinero es como la espuma”.

Precisamente, si alguna palabra puede aplicarse a la situación actual es la “incertidumbre”. Lamentablemente, muchas personas ante la incertidumbre toman las decisiones más precipitadas, para no caer en esto, la mejor arma es la paciencia. Recuerda, nunca está más oscuro sino cuando está a punto de llegar el alba y las primeras luces del sol.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *