Saltar al contenido

Joven rescata a «perrito» en la carretera y se sorprende al descubrir que en realidad era un zorro

Un joven identificado como Marcy en las redes sociales creyó encontrarse a un cachorro abandonado. Así que se llevó la sorpresa de su vida al descubrir que se trataba de un zorro.

Cuando Marcy, en Japón, vio a la cría, pensó que se trataba de un perro en estado vulnerable y en peligro. No dudó en ayudarle para iniciar su proceso de recuperación.

Todos los que han rescatado un perro de la calle saben lo complicado que es el proceso. Hay que hacer una evaluación de sus estado de salud, comenzar a darles un buen pienso o alimentación, ponerse al día con las vacunas, desparasitar, quitar las pulgas, etc.

Esto sin contar que el perro tiene que pasar por una fase de reeducación para que luego pueda adaptarse a la vida en familia. A cada perro, según la raza y las experiencias vividas le cuesta más o menos aprender a tener una vida de mascotas.

El ‘perro’ que se encontró Marcy sin embargo, era más salvaje de lo común…

Marcy compartió la experiencia a través de Twitter. Resulta que se encontró a este cachorro desprotegido y corriendo peligro en medio de la carretera, así que acudió  a su rescate.

Al ver que se trataba de una hembra con un aspecto muy tierno, incluso decidió ponerle por nombre ‘Luna’.

Pero en Japón, como en la mayoría de países, es ilegal tener animales salvajes. Luna no era una mascota, era un zorro.

Tras la revisión reveladora, esto fue sorpresivo no solo para Marcy, sino también para los usuarios que vieron la publicación en Twitter en Japón, pues la mayoría no conocía la diferencia entre un perro y un zorro.

La pequeña Luna fue trasladada a un centro de protección de fauna salvaje, llamado North Fox Farm Zoo, especializado en zorros en Hokkaido, Japón.

Aunque Marcy cometió un error, la verdad hizo un gran trabajo al rescatar a la cría, pues estaba tan pequeña que era un plato fácil para otros depredadores o para los automóviles.

Este santuario de zorros donde le están cuidando le preparará para volver al entorno natural en su vida adulta.

Marcy se llevó una gran sorpresa, pero sin pretenderlo, se enamoró perdidamente de Luna. Ha prometido visitarla con regularidad y está maravillado de haber vivido tan singular experiencia.

A través de Twitter, nos regaló esta fotografía de Luna antes de ser ingresada al santuario de zorros ¿no es preciosa?