septiembre 29, 2020

Informe de la ONU dice que covid-19 podría llevar a 132 millones de personas al hambre

La pandemia del coronavirus ha causado estragos, pero, la crisis económica, el desempleo y una posible hambruna, podrían ser los siguientes responsables de nuevos estragos y todo esto en este mismo año. Así lo ha revelado el último informe otorgado por la Organización de las Naciones Unidas.

De la pandemia a la hambruna

Más de 13 millones de contagios y más de 500 mil de fallecidos, ese es el saldo que ha sido registrado hasta el momento por los distintos países que se han visto afectados por la pandemia del Coronavirus o Covid-19. La OMS ha pronosticado una segunda oleada para el último trimestre del año, pero la economía global se encuentra ahora tan horcada que considerar otros meses más de cuarentena preocupa por demás al mundo empresarial y desde luego al mundo en general.

Y es que para nadie es un secreto que el número de desempleados durante la pandemia es abrumador estimándose que 195 millones de personas quedarán o quedaron ya sin trabajo. Esto puede ser mucho peor que el mismo virus y así lo han declarado distintos gobiernos que intentan reactivar la economía mundial a la medida de lo posible.

Con el desempleo viene la hambruna y con la hambruna, más enfermedades y la muerte. Es por eso que muchos no pueden darse el lujo de seguir en casa y se lanzan a trabajar con el riesgo de caer víctima del virus.

Pero, ¿en verdad es posible que exista una hambruna global? Pues bien, hace poco la Organización de las Naciones Unidas publicó un informe que implica que la pandemia mundial en curso podría llevar a millones de personas al hambre para fin de año.

Esto luego del análisis y estudio realizado por la UNICEF que también declaró lo siguiente:

“A medida que avanza la lucha contra el hambre, la pandemia de COVID-19 está intensificando las vulnerabilidades e insuficiencias de los sistemas alimentarios mundiales. Si bien es demasiado pronto para evaluar el impacto total de los bloqueos y otras medidas de contención, al menos otros 83 millones de personas, y posiblemente hasta 132 millones, pueden pasar hambre en 2020”.

Ante esto, la Organización Mundial de la Salud ha emitido las mismas alertas y ha anunciado que la economía global está lejos de estabilizarse o intentar al menos recuperarse, al menos no antes de la mitad del próximo año (y esto, intentando ser lo más optimistas posibles).

Esta noticia no es para nada alentadora, pero esperamos de todo corazón que estas predicciones no se cumplan, pues de ser así, millones de personas sufrirán de una manera nunca antes vista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *