octubre 24, 2020

7 mitos sobre la alimentación y nutrición en los que deberías dejar de creer hoy mismo

El mundo de la nutrición está lleno de mitos. A menudo nos quedamos con algo que escuchamos una vez y no nos encargamos de verificar si realmente es cierto. Es por esa razón que en la práctica no nos alimentamos del todo bien y tenemos malos hábitos; por otro lado, satanizamos algunos alimentos sin razón.

¡Quitemos el velo! Aquí hay 10 mitos de alimentación en los que tal vez has creído

Las yemas de huevo son malas para el colesterol

De hecho es todo lo contrario. Un estudio de los 80 nos hizo creer que el huevo era un pésimo alimento para el colesterol, sobre todo si se consumía de noche. Pero un reciente estudio reveló la verdad: Una yema contiene la mitad del requerimiento diario de colina, que es un nutriente esencial para el cerebro y la grasa del huevo no afecta el colesterol en sangre.

Los diabéticos no pueden consumir azúcar

“Todos los alimentos tienen diferentes efectos sobre los niveles de azúcar en sangre”, dice la nutricionista Robyn Webb. “Si bien el azúcar carece de nutrientes, es la cantidad total de carbohidratos lo que puede desempeñar un papel en el control del azúcar en sangre. Por lo tanto, es importante controlar el azúcar en sangre incluso después de comer alimentos integrales como frutas, verduras y cereales integrales”.

La grasa engorda

La grasa solo tiene mala reputación. No todas las grasas son malas. Las grasas presentes en alimentos como el aguacate o palta, el aceite de oliva, el maní y las nueces entre otros, es de hecho buena para el corazón y la salud en general. Y estas grasas no necesariamente engordan, pues dan una sensación de satisfacción mayor y te ayudan a comer menos.

Ocho vasos de agua al día es el número mágico

La necesidad de hidratación es individual. Por tanto, la cantidad de agua que requieres al día depende de tu necesidad de hidratación, si haces mucho ejercicio al día o si la temperatura del lugar es muy alta. Una persona necesita aprender a reconocer la sed y beber agua tanto con las comidas como entre comidas, según sea necesario.

Comer más proteína dará lugar a músculos más grandes

“¡Un mito perpetuado en los gimnasios!” Dice Webb. “Si bien comer proteínas es importante, es innecesario comer más de las necesarias. El entrenamiento de resistencia y los ejercicios en los que utiliza su peso corporal como resistencia, como el yoga, pueden llevar a una apariencia más definida. Pero comer una tonelada de proteína no conducirá a un gran desarrollo muscular”.

Para perder peso, evita darte un capricho

La alimentación saludable depende del equilibrio y según la nutricionista Stephanie Mull “las personas que restringen demasiado crean conexiones psicológicas con esos alimentos prohibidos, lo que hace que coman en exceso cuando los consumen”.

Comer un producto etiquetado sin gluten es saludable

Ahora es tendencia comer “libre de gluten”, para los que padecen la enfermedad celiaca es la decisión correcta, pero para los que no, no siempre resulta favorable. Comer alimentos naturalmente libres de gluten como quinua, batatas y mijo es excelente, pero los alimentos procesados ​​sin gluten no se consideran una opción saludable.

Cuéntanos ¿has creído durante mucho tiempo en alguno de estos mitos?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *